lunes, 3 de marzo de 2014

Oscars 2014: Victoria para "Frozen" y "Mr Hublot"

Aunque para muchos (y con razón) los premios de la Academia no significan nada, al servir en más de una ocasión como un premio a la popularidad o al servicio de una causa política más que una verdadera celebración de la calidad de una película, es innegable considerar el carácter significativo de la victoria de Frozen acontecida ayer. Y es que, por primera vez desde que existe el premio a la categoría de mejor película animada, Disney ha conseguido hacerse con la victoria, lo que parece augurar que  (Luego de una década entera de haber sido eclipsada por Pixar) Disney está a punto de coronarse una vez más como (En palabras de Miquel Díaz) “La Reina del Baile” de la animación norteamericana.

Para muchos,  la inesperada buena acogida de Frozen (Luego de trailers poco convincentes y numerosas controversias en las que las redes sociales acusaban a esta producción de racismo y sexismo) es una señal prometedora, como si hubiese dado inicio a una nueva etapa comparable al “Renacimiento” de Disney…Pero en la Era digital. (Aunque estoy seguro que hay quienes opinan que ese renacimiento ya comenzó unos años atrás con Enredados y Wreck-It-Ralph)

Por otro lado, aunque no se pueden negar los méritos de Frozen al darle una vuelta de tuerca a los clichés y fórmulas clásicas de Disney, es de toda manera decepcionante (Y también predecible) que The Wind Rises no recibiese el galardón, pero ya es algo muy típico de la Academia apostar por lo seguro. (Y tomando en cuenta este artículo en el que se revela que algunos votantes de la Academia ni siquiera vieron muchas de las nominadas, uno debe preguntarse qué tanta validez tendrá en el fondo la preciada estatuilla)


Tampoco se puede dejar de mencionar al ganador en la categoría de mejor cortometraje: Mr Hublot. Para ser honestos, yo creí que el Oscar lo recibiría el corto Get a Horse! de Disney (Que también era mi opción favorita)  pero de todas maneras me parece correcto que se le brinde reconocimiento a una producción hecha fuera de Hollywood (Supongo que al menos en esta categoría los resultados no son tan predecibles):



Como era de esperarse, Frozen también ganó el premio a la Mejor Canción Original con Let It Go de Kristen Anderson-Lopez y Robert Lopez, cantada por Idina Menzel: